Skip to content

Héroes de Acción

enero 11, 2018

La temporada de premios se hace esperar, pero por mientras tenemos a dos modernos héroes de acción en cartelera: Dwayne Johnson aún sigue esperando su propio Comando, la película clasificación para adultos en donde reviente a quien se le cruce mientras suelta frases para el bronce, pero por mientras su carisma sigue ganando adeptos.

Por otro lado, la carrera de Liam Neeson ha encontrado un segundo aire desde que Taken lo mostrara como una máquina imparable de repartir combos. Y aunque su talento da para mucho más – hace algunas semanas tuvimos en cines El Informante como prueba – nunca está de más verlo en cintas de género, donde no tiene ni que moverse para ser intimidante.

 

El Pasajero de Jaume Collet-Serra

 

 

País/Año: Reino Unido/EE.UU, 2018

Título Original: The Commuter

 

Trama resumida en una oración: Liam Neeson mata a todo un tren. La más reciente entrega en una saga que incluye “Liam Neeson mata a todo París”, “Liam Neeson mata a todo un avión”, “Liam Neeson mata a todo Estambul” y otras.

No te vayas, Liam. Neeson ha manifestado más de una vez que va a dejar el cine de acción debido a estar entrado en años (está exagerando; si Clint Eastwood todavía puede intimidar a los ochenta y tantos, el sesentón Neeson no debería tener problemas), por lo que El Pasajero tal vez sea la última vez que lo veamos romper cráneos, al menos por un buen tiempo.

 

Liam Neeson interpreta a un padre de familia/vendedor de seguros común y corriente (o lo más común que pueda parecer un tipo de dos metros con pinta de boxeador y marcado acento irlandés) que toma el tren subterráneo todos los días, hasta que un encuentro con una femme fatale lo envuelve en una intriga.

Dirige el español Jaume Collet-Serra, quien se ha hecho una carrera decente dirigiendo thrillers entretenidos y que se dejan ver sin complicaciones (se le llama un Hitchcock de Serie B). Este sería su cuarto trabajo junto a Neeson; son los próximos Scorsese-DiCaprio.

 

 

Jumanji: En la Selva de Jake Kasdan

 

 

País/Año: EE.UU, 2017

Título Original: Jumanji: Welcome to The Jungle

 

Juventud arruinada: Para los que vieron la original Jumanji con Robin Williams y uno de los peores ejemplos de CGI de la historia (esos inolvidables monos pixeleados), la sola idea de esta secuela es suficiente para sentir que les están faltando el respeto. Ni siquiera tenía que llamarse así, pero démosle una oportunidad.

Corrección política: Hubo una mini controversia cuando salieron las primeras imágenes de esta película, sobre lo innecesario de sexualizar a Karen Gillian poniéndola en un peto y pantalones cortos. Esto al parecer se justifica en la película; al estar ambientada dentro de un videojuego, parece estar comentando sobre esta práctica, que es lamentablemente común entre los que diseñan juegos para consolas (véase Tomb Raider).

 

Secuela al clásico noventero, que convierte el juego de mesa en un videojuego, donde cuatro adolescentes vivirán la aventura a través de sus avatares: el nerd se convierte en Dwayne “La Roca” Johnson, el macho alfa es el chato bocón Kevin Hart, la chica tímida y desadaptada (la “Ally Sheedy” del grupo, se podría decir) es Karen Gillian y la rubia popular es el gordo Jack Black.

Se esperaba una secuela innecesaria, una excusa para hacer dinero y para seguir alimentando la creencia de que “Hollywood se ha quedado sin ideas”; pero varios críticos del país del norte han tenido que apagar las antorchas y admitir que es cuanto menos, muy entretenida. Algo que no me veía venir, pero como fan de La Roca y su eterno carisma (inacabable hasta en las peores películas; y es que el tipo se entusiasma tanto por sus propios proyectos, por más ridículos que sean, que resulta siendo contagioso), quería verla de todas maneras.

 

 

La Fiesta de la Vida de Eric Toledano y Olivier Nakache

 

 

País/Año: Francia/Canadá/Bélgica, 2017

Título Original: Le Sens de la Fete

 

¿Quiénes son? Toledano y Nakache estuvieron detrás de The Intouchables, gran comedia dramática que introdujo al ultra carismático Omar Sy al mundo; dio el salto a Hollywood pero nunca supieron que hacer con él.

Caserito. Las comedias francesas de corte comercial – simpáticas, muy light, para pasar el rato – se han vuelto presencia habitual en nuestra cartelera y casi todas incluyen a este señor (esta no).

 

Los preparativos de una gran boda en un palacio estilo Versailles se salen de control en esta agradable aunque olvidable comedia francesa. Tiene todos los elementos para ser hilarante: el atorrantisímo cantante de bodas, el novio insufrible, meseros conchudos, un fotógrafo aficionado al Tinder, el atarantado planificador que se arrancaría el pelo de la frustración si lo tuviese, etc; pero prefiere no llegar al extremo de lo absurdo.

A ratos, se siente como ver una boda en tiempo real (aburrido discurso del novio incluido) y eso es algo tedioso a menos que sea uno mismo el que esté parado en el altar. Para pasar el rato y nada más. CALIFICACIÓN: ** / ****

 

 

YAPA: Liam Neeson quiere hacer impro. Ahora.

 

Anuncios

From → Uncategorized

Dejar un comentario

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: